A La UE está desarrollando una política de cooperación policial y judicial entre sus Estados miembros que conducirá al establecimiento de un espacio europeo de libertad, seguridad y justicia, el tercer objetivo estratégico de la Unión Europea tras el mercado único y el euro. Dentro de este proceso, los Estados miembros han adoptado medidas para luchar contra el terrorismo tanto a propuesta de los miembros directamente afectados como en respuesta a los grandes atentados del 11 de septiembre de 2001 (11 S) y del 11 de marzo de 2004 (11-M), 13 de noviembre de 2015 en Paris (13-N), el 13 de marzo de 2016 en Ankara (13-M), el 22 de marzo de 2016 en Bruselas (22-M) y el 27 de marzo de 2016 en Pakistan (27-M).

Si usted relee el párrafo anterior se dará cuenta que existió una cierta meseta en cuanto a grandes atentados en Europa, pero desde el año pasado comenzaron nuevamente a llevarse a cabo este tipo de ataques y donde sólo en el mes de marzo del corriente año sucedieron 4 de grandes dimensiones.

Es preciso que la UE revea las medidas de seguridad para todos aquellos que pisen suelo del viejo continente dado que si no es así continuaremos lamentando víctimas inocentes y cada vez con más frecuencia.

Por el momento ya no se habla de los hermosos lugares que uno puede encontrar en ese continente sino pura y exclusivamente de atentados terroristas, cierre de fronteras  comenzando a limitar las entradas y salidas de los integrantes de espacio Schengen (acuerdo firmado en la ciudad Luxemburgo de Schengen en 1985 y que entró en vigor en 1995, donde se estableció un espacio común por el que pueden circular libremente todas las personas que haya entrado en forma regular por una frontera exterior o que resida en uno de los países que aplican dicho Convenio).

La lucha contra el terrorismo en la UE es un compromiso estratégico

La difícil tarea que enfrenta la UE en cuanto a la estrategia para luchar contra el terrorismo alrededor del mundo es al mismo tiempo respetar los derechos humanos, creando una Europa más segura permitiendo de ese modo a todos sus ciudadanos (y a quienes los visitan) vivir en un espacio de libertad, seguridad y justicia.

La estrategia tiene como base cuatro pilares fundamentales: prevenir, proteger, perseguir y responder. En cada uno de ellos la estrategia se basa en la importancia de la cooperación con terceros países e instituciones internacionales.

Prevenir

Sin lugar a dudas la UE tiene en este momento la enorme tarea de proteger a sus ciudadanos de los ataques terroristas que están sufriendo con tanta asiduidad.

Lo primero que han decidido es identificar y combatir los procesos por los cuales se captan personas para cometer actos terroristas, y con esta meta como eje, el Consejo ha aprobado la Estrategia de la UE para luchar contra la captación y la radicalización de terroristas. A la luz de la evolución de las tendencias, como los fenómenos de los terroristas solitarios o los combatientes extranjeros, o el creciente potencial de las redes sociales para la movilización y la comunicación, el Consejo aprobó una revisión de esta estrategia en junio de 2014.

En diciembre de 2014, los ministros de Justicia y Asuntos de Interior adoptaron una serie de orientaciones respecto de la Estrategia revisada de la UE para luchar contra la radicalización y la captación de terroristas. Estas orientaciones establecen una serie de medidas que han de aplicar la UE y los Estados miembros.

A su vez el 31 de julio de 2015 el Consejo de la UE en su diario Oficial ha publicado su DECISIÓN (PESC) 2015/1334 donde se ha actualizado la lista de personas, grupos y entidades sobre la aplicación de medidas específicas de lucha contra el terrorismo.

Proteger

En segundo lugar la Estrategia de la UE de lucha contra el terrorismo es la protección de los ciudadanos y las infraestructuras, así como la reducción de la vulnerabilidad a los atentados. Esto incluye la protección de las fronteras exteriores (a partir del 1 de enero de 2016 se han reforzado los controles fronterizos utilizando SIS II y SLTD), mejorar la seguridad de los transportes, la los objetivos estratégicos y reducir la vulnerabilidad de las principales infraestructuras.

En este en particular la UE está concentrada  para crear una legislación que regule el uso de los datos del registro de nombres de los pasajeros (PNR)  – al que me referiré ms adelante- con fines coercitivos.

Perseguir

La cooperación para llevar adelante la lucha contra este flagelo es sin dudas por semas relevante, es por eso que la UE trabaja cotidianamente para disminuir la capacidad de planificación y organización de los terroristas para luego someterlos a la justicia.

La UE desde hace un tiempo a esta parte se esmera en fortificar las capacidades nacionales, mejorar la cooperación entre los miembros y posibilitar el intercambio de información entre autoridades Europol y Eurojust para luchar contra la financiación del terrorismo e ir privando a los terroristas de todo tipo de elemento (cuentas bancarias y todo tipo de comunicaciones tecnológicas, solo por nombrar algunas) que permita comunicarse para organizar atentados.

En mayo de 2015, el Consejo y el Parlamento Europeo adoptaron nuevas normas destinadas a prevenir el blanqueo de capitales y la financiación del terrorismo.

Responder

El cuarto y último objetivo dentro de la Estrategia de la UE para luchar contra el terrorismo es prepararse para gestionar y reducir todo lo posible los efectos que trae aparejado un atentado terrorista.

Para ello han resaltado tres puntos a mejorar:

• La capacidad de gestionar las consecuencias

• La coordinación de la respuesta

• Las necesidades de las víctimas

Las prioridades en este ámbito incluyen el desarrollo del Dispositivo Integrado de Respuesta Política de la UE a las Crisis, la revisión del mecanismo de protección civil, el desarrollo de evaluaciones de riesgos o la puesta en común de buenas prácticas en la asistencia a las víctimas del terrorismo.

Entre las prioridades de los últimos años cabe citar las siguientes:

• la definición de las modalidades para la aplicación de la cláusula de solidaridad por la UE, mediante una Decisión del Consejo adoptada en junio de 2014

• la revisión del Dispositivo de coordinación en caso de crisis en la UE, sustituido por el Dispositivo Integrado de Respuesta Política de la UE a las Crisis (DIRPC) en junio de 2013

• la revisión de la legislación de la UE en materia de protección civil a finales de 2013.

EU Passenger Name Record (PNR)

Luego de los ataques que se llevaron a cabo en la ciudad luz, la Unión Europea comenzó a asimilar el duro golpe que había sufrido uno de los Estados que hace tiempo enarbola la bandera de la igualdad, fraternidad y libertad.

Sin dudas existe una inminente necesidad de intensificar el intercambio de información no solo entre los Estados miembros de la UE, sino entre ellos y Europol para luchar contra el terrorismo.

El intercambio sobre los datos de los pasajeros llamado Name Records (UE PNR) y la des-radicalización de ciudadanos de la UE que unen organizaciones terroristas fueron algunos de los temas discutido por los diputados con el jefe de Europol, Rob Wainwright y los representantes del Consejo y de la Comisión.

No es la intención de este escrito volver a llevar al lector al ejercicio de recordar los tristes atentados que han sucedido hace un mes aunque seguramente al comenzar a leer ya lo han hecho, el verdadero propósito es que se intente determinar qué es lo que está fallando en los en los Estados de la Unión Europea, que ha permitido nuevamente que el terrorismo carcoma desde adentro un cuerpo que parecía al menos mostrar signos de estabilidad.

Existe un proyecto de ley que obligaría a las compañías aéreas a entregar a los países de la UE los datos de los pasajeros que entran o salen de la misma, con el fin de facilitar la tarea de las autoridades para luchar contra el terrorismo y la delincuencia transnacional grave. Las negociaciones entre el Parlamento, el Consejo y la Comisión (“diálogos tripartitos”) con el fin de llegar a un acuerdo sobre el llamado EU Passenger Name Record (PNR) comenzaron en septiembre de 2015.

Desde el año 2011 cuando el programa de intercambio sobre los datos de los pasajeros llamada Name Records (UE PNR) fue propuesta por los representantes del Consejo de la  Comisión, sólo el Reino Unido contaba con un sistema de recolección de datos en regla del PNR.

Funcionamiento

El modo en el que funcionaría fue establecido bajo la propuesta de la Comisión donde las compañías aéreas que operaran vuelos entre un tercer país y el territorio de al menos un Estado miembro de la UE estarían obligados a enviar los datos del PNR a las autoridades competentes de dicho Estado miembro.

Los transportistas podrían enviar estos datos por el llamado método “push”, lo que significa que los Estados miembros no tendrían acceso directo a los sistemas de los transportistas.

Se resolvió que los datos PNR serían enviados por las compañías aéreas a una sola unidad designada – la “Unidad de Información de Pasajeros” (PIU) – del Estado miembro al que llegara el vuelo internacional o de la que se partiría.

La PIU se encargaría de la recolección de los datos PNR, almacenarlos, analizarlos y suministrar los resultados del análisis a las autoridades competentes -cada Estado miembro tendría que aprobar una lista de las autoridades competentes que tengan derecho a solicitar o recibir datos PNR o el resultado del tratamiento de los datos PNR de la PIU-, donde una autoridad nacional de supervisión independiente se encargaría de asesorar y controlar cómo se procesan los datos del PNR.

Los Estados miembros compartirían alertas creadas a partir del tratamiento de los datos PNR cuando sea necesario para la prevención, detección, investigación y enjuiciamiento de delitos terroristas o delitos graves (por ejemplo, la trata de personas, el tráfico de drogas o la pornografía infantil). Los Estados miembros también tendrían el derecho de solicitar los datos PNR de otro Estado miembro en apoyo de una investigación específica.

La recopilación y uso de datos sensibles, directa o indirectamente revelan la raza de una persona o el origen étnico, creencias religiosas o filosóficas, las opiniones políticas, pertenencia a un sindicato, la salud o la vida sexual, estarían prohibidas.

La propuesta de la Comisión permitiría que los datos del PNR deban conservarse durante 5 años y 30 días.

A la luz de los hechos que en breve comenzarán a darse no solo en Europa, sino en los Estados Unidos, respecto de las restricciones y controles a los ciudadanos podemos ver como el sueño de ver un mundo unido y sin fronteras comienza a desmoronarse.

CONCLUSION

Como se ha podido ver a lo largo de la nota, la UE sigue tomando medidas para algunos tardías, para otros excesivas, pero con el fin de evitar que su población estable y quienes viajan dentro de sus fronteras, que, con la consolidación del espacio Schengen se fueron diluyendo, se sientan seguros sin llegar a tener que comenzar a desandar el camino logrado hasta el momento, específicamente me refiero al beneficio de viajar libremente.

Lo dicho ut supra, lamentablemente parece comenzar a convertirse en realidad y aquél espacio donde quienes lo integren se beneficiarían con las “benevolencias” de la globalización, las resoluciones y disposiciones convenidas han “olvidado” (o Europa luego de las guerras comenzaba a ser una sociedad más adulta y sobre todo con memoria suficiente para no repetir aquella masacre, al menos dentro de su espacio) que el terrorismo también buscaría la manera de aprovechar esas fronteras abiertas y producir los atentados de los cuales hemos sido testigos desde el 11 de septiembre en adelante.   

Difícilmente veamos nuevamente atentados como los del 11 de Septiembre de 2011 y los últimos hechos en Europa y Pakistán lo reafirman (los ataques se dan en espacios sin la posibilidad de control, al menos por el momento), pero es necesario seguir realizando todos los esfuerzos necesarios dado que el 29 de marzo un avión con destino a El Cairo fue desviado de su ruta inicial y llevado a Chipre y si bien no huno más consecuencias que las comentadas pudo haber tenido otro desenlace.

El mismo 29 de marzo la comisión antiterrorista de la Cámara Baja belga puso sobre la mesa la posibilidad de efectuar registros en viviendas las 24 horas del día, antes podía inspeccionarse con la excepción entre las 21Hs PM y las 05.Hs AM. Si bien el pleno del Parlamento belga aún tiene que votarlas es un avance más a penetrar en la intimidad de los ciudadanos.

Lamentablemente los terroristas ahora están atacando en los halls de los aeropuertos, en plazas, etc. y así se torna muy complicado poder prevenir los ataques que podrían ocurrir.

Cómo se hace para revisar a miles de personas que a diario concurren a aeropuertos a llevar familiares, amigos, etc. o cómo se revisa a padres que van con sus hijos a una plaza o a cualquier lugar abierto.

Evidentemente el siglo XXI está presenciando lo peor del ser humano nuevamente, atrás parecen haber quedado las guerras convencionales y las llamadas guerras de 4ta generación (el Estado pierde el monopolio de la guerra) están a la orden del día.

Nuevamente se instala en la agenda de la UE y de todos los países cómo proceder contra el terrorismo, será posible entablar un dialogo con quienes llevan adelante este tipo de ataques.

Sin dudas combatir el terrorismo es un tema muy complejo y evidentemente los Estados se ven sobre pasados (al menos momentáneamente) e intentarán comenzar a inmiscuirse en la propiedad privada de las personas, hasta que quizás puedan sugerir que en ciertos lugares no se pueda salir a la calle luego de un cierto horario.

Así como están jugadas las cartas los terroristas están imponiendo su voluntad para con los Estados y con la sociedad en general.

La humanidad toda debe reflexionar sobre los hechos ocurridos quien sea inocente que lance la primera piedra o el error es pensar que a la violencia se la combate con mayor violencia.

___________________________________________________

Compartir
Artículo anteriorPresidente Joko Widodo de Indonesia
Artículo siguienteDiplomacia doméstica

Lic. Relaciones Internacionales (UP) 2010. Fundador de Mente Inter-Nazionale, Posgrados en UE-AL (Univ. Bologna, Argentina 2010, 2011, 2012) Posgrado Prevención de lavado de Activos y Financiación del Terrorismo (UBA 2012). Maestrando en Relaciones Internacionales (UBA, tesis en curso) 2013-2014. Miembro del Proyecto de Investigación de la Maestría en RR.II UBA 2014-2016. Miembro del departamento del área de Seguridad y Defensa en IRI, La Plata. Miembro del departamento de Paz y Seguridad en unitedexplanatios.org . Miembro investigador en Corte Penal Latinoamericana y del Caribe contra el Crimen Transnacional Organizado (COPLA). Docente en UCES. Consultor y analista sobre PLA.

No hay comentarios

Dejar respuesta