Diversificación de proveedores en América Latina

La compra de armas en América Latina puede ser encuadrada en cinco estrategias claras o categorías: adquirir material occidental, de origen estadounidense o europeo; adquirir material no- occidental, ruso y chino; la transferencia de tecnología, como en el caso de Brasil; mixta que es con materiales de diversos proveedores; y la transferencia de material dado de baja entre países de la región. Los países de la región han adoptado históricamente a tres de estas, en mayor medida la primera.

722

La novedad actual es el avance de Rusia, la inclusión por primera vez de material chino en la región (Venezuela y Bolivia), y el intento brasilero de iniciar un proceso de “transferencia de tecnología” para la construcción de submarinos, helicópteros y aviones. Estas estrategias no son categorías excluyentes, sino que indican una tendencia dominante, debido a que hay países que siguen una, por el predominio del material de algún país,  pero tienen elementos menores de alguna otra.

Según el informe de SIPRI 2009, EE.UU. sigue siendo a nivel mundial el mayor proveedor de armamentos, con un 30 % del mercado, y le sigue Rusia con un 23%. Asia y Oceanía son, para ambos países, las principales regiones compradoras. China, lejos, aún solo controla el 2% del mercado. Los escenarios regionales e internacionales favorecen en la actualidad la adopción de las distintas estrategias, especialmente las que implican material no- occidental, y esto tiene su correlato a la hora de adquirir material destinado a la defensa.

EE.UU. sigue siendo a nivel mundial el mayor proveedor de armamentos, con un 30 % del mercado

Los nuevos escenarios: regional y global

Los escenarios globales y regionales sin duda juegan un papel importante a la hora de explicar las estrategias adoptadas en la región. A nivel internacional, el 11-S marcó un hito del siglo XXI en cuanto a la defensa y seguridad internacionales. Con EE. UU. como única superpotencia militar mundial, con una política unilateral que genera un entorno inestable y percibido como amenaza a nivel mundial, las percepciones de los distintos actores sobre este escenario y sobre el liderazgo de este país impactaron en las compras de armas.

El “ascenso de los demás”, fruto de tasas de crecimiento elevadas en otras partes del globo bajo las mismas reglas de juego de EE.UU lleva a una mayor competencia por mercados entre las principales potencias, donde debemos incluir a Rusia, y ahora a China, países con poca presencia hasta el momento en la región en cuanto a material militar. Estos aprovechan la oportunidad generada también por factores regionales que influyen en esta dinámica. En primer lugar se debe mencionar la pérdida de liderazgo de EE.UU en la región al calor de las nuevas tendencias políticas surgidas en los últimos 10 años (gobiernos de izquierda, bolivarianismo), que a diferencia de lo ocurrido en los años ’90 no genera una homogeneidad regional para con EE.UU.

El aumento de precios de commodities como el petróleo o el cobre y el crecimiento económico que sostuvo la región (reflejado en aumentos del PBI), abre una ventana de oportunidades para otros proveedores. Esto es aprovechado por los países en ascenso, como China y Rusia y China, que ofrecen créditos y financiamientos accesibles para lograr instalarse en el mercado regional.

Las estrategias del presente

En el escenario actual entonces, se observan cinco estrategias diferentes a la hora de adquirir material militar en la región. En primer lugar, la Estrategia Occidental consistente en material estadounidense y europeo. El país que más se ajusta a esta es Chile, que equipó a sus tres fuerzas con material moderno, haciéndolo compatible con los estándares operativos de la OTAN. Este caso contó con la complacencia de EE.UU., que no impuso restricciones a la hora de realizar las ventas, suministrándo aviones y misiles de última generación (aviones F-16 C/D “Falcon” y  misiles Harpoon antibuques). Francia y Gran Bretaña se convirtieron en proveedores de material naval para Chile, lo que refuerza esta estrategia occidental.

Se observan cinco estrategias diferentes a la hora de adquirir material militar en la región

Colombia, es el otro país de la región que usa material principalmente estadounidense, y el factor determinante fue su conflicto con las FARC, y el Plan Colombia financiado por EE.UU. que genera un presupuesto amplio disponible para la adquisición de armamento. Esto genera que, en su lucha contra las FARC, Colombia utilice material estadounidense (como los helicópteros UH-60 Blackhawk), aunque posee, en menor medida, algunos helicópteros rusos usados para misiones humanitarias. Según datos del programa de venta de armas estadounidense Foreign Military Sales (FMS), Brasil, Colombia, y Chile (en ese orden) son los tres compradores más importantes de material a ese país en la región.

En segundo lugar, la Estrategia No-Occidental, está ejemplificada en el caso de Venezuela. En los últimos años adquirió cantidades importantes de material ruso, en especial aviones y tanques, a raíz de una profunda relación desarrollada entre los dos países, con sucesivas visitas oficiales entre ellos. La novedad aquí es la presencia de material chino, a través de los aviones de entrenamiento K-9 adquiridos por este país en el presente año 2010. Aquí el ascenso chino y su acercamiento a la región son un factor clave. Venezuela adopta esta estrategia por razones políticas, que derivaron, por ejemplo, en la negativa de EE.UU. a la provisión de repuestos para los aviones F-16 “Falcon”.

Según datos del programa de venta de armas estadounidense Foreign Military Sales (FMS), Brasil, Colombia, y Chile (en ese orden) son los tres compradores más importantes

Bolivia por su parte se encamina en esta dirección, ya que se anunció la adquisición de los mismos aviones de entrenamiento-combate ligeros chinos que compró Venezuela, así como también helicópteros rusos. El único caso de material no-occidental (ruso) presente en la región, previo a esta década es Perú desde los ’80, y Colombia con helicópteros usados en rescates humanitarios).

Tercero, la Estrategia de Transferencia Tecnológica es encarada casi exclusivamente por Brasil. A partir de la Estrategia de Defensa Nacional de 2008, el desarrollo de una industria de defensa a partir de la transferencia y producción local pasa a ser uno de los puntos primordiales. Esto se ha llevado a la práctica en primer lugar a partir del acuerdo con la empresa Eurocopter, francesa, para la construcción de helicópteros de transporte mediano AS 532 “Couger” en la planta Helibras en Brasil. También se prevé aplicar estos parámetros a la construcción de submarinos y buques, y en el programa FX-2, donde se adquirirán 36 aviones de última generación (posiblemente franceses), con la condición  de que se transfiera tecnología al país.

La Transferencia Tecnológica es encarada casi exclusivamente por Brasil, a partir de la Estrategia de Defensa Nacional de 2008

Las Estrategias Mixtas por lo general son una mezcla de material occidental y no occidental. Hay varios países en la región que se insertan en esta estrategia, entre ellos Perú y Colombia. En el caso peruano, la negativa estadounidense de venderle aviones en los ‘80 produjo que busque satisfacer sus necesidades con material ruso, y luego con los aviones Mirage franceses. A esta categoría también pertenecen los países que adquieren material producido en la región. La empresa brasilera Embraer es la única que vende material militar a otros países de la región, como Chile, Colombia, y Ecuador.

Por último hay una quinta estrategia que se podría denominar de Cesión Intraregional. Consiste en la cesión de material usado o dado de baja entre países de la región. Existen en la actualidad cuatro ejemplos de esto, que se insertan en cada caso dentro de las políticas de estos países hacia la región. En primer lugar, la cesión de Chile a Ecuador de sus aviones Mirage Pantera dados de baja.  Segundo, la cesión de Venezuela a  Ecuador de sus aviones Mirage 5 también dados de baja. Tercero, la cesión también de Venezuela, pero a Bolivia de diverso material militar como helicópteros y un avión civil para uso presidencial. Finalmente, tenemos la cesión de Brasil a Paraguay de tres aviones Tucano de entrenamiento.

¿Cómo encaja  Argentina en este panorama regional? La última gran incorporación de armamento fue en 1998, cuando la Fuerza Aérea adquirió treinta y seis aviones A-4AR Fightinghawk. Bajo una política de defensa de marcado carácter defensivo, con hipótesis de conflicto desactivadas y un planeamiento por capacidades como resultado, los últimos años han visto cómo el porcentaje de PBI destinado al sector disminuyó hasta el 0,9 %, dando lugar a pocas adquisiciones de material.  Sin embargo, este año se anunció la adquisición de dos helicópteros rusos Mil-17 de transporte. Fue un hecho histórico: por primera vez en el país habrá material no-occidental. Se rompe así la hegemonía de la primera estrategia en términos históricos, manteniendo al país dentro de una estrategia de material occidental, pero con mínimos rasgos “mixtos”. El futuro reemplazo de los aviones Mirage, previstos para dar de baja a partir del año 2012, seguramente reforzará el carácter occidental de las adquisiciones. También se debe rescatar para este caso la fuerte presencia de material de industria nacional, como los aviones Pampa y Pucará.

La última gran incorporación de armamento en Argentina fue en 1998, cuando la Fuerza Aérea adquirió treinta y seis aviones A-4AR Fightinghawk

Cambio de estrategias en las últimas décadas

Podemos establecer como conclusión algunos factores que generan esta diversificación de proveedores. Primero debemos mencionar el escenario  político-económico regional, es decir una ola de gobiernos de izquierda o no alineados a EE.UU que se refleja en sus relaciones en el plano internacional. Las relaciones entre Rusia y Venezuela son un ejemplo; China e Irán, otro.

En segundo lugar, hay indicadores económicos favorables como el crecimiento en los PBI y los altos precios de commodities como el petróleo o el cobre que favorecen la adquisición de material moderno. El ascenso de países como China y Rusia se transforma en una estrategia de penetración en mercados donde tradicionalmente no tenían presencia, generando una mayor presencia de actores extra hemisféricos, restando lugar a EE.UU.

El ascenso de países como China y Rusia se transforma en una estrategia de penetración de mercados

Si se toma el ejemplo a Rusia, la disponibilidad a favor de los compradores de créditos para concretar las compras hace posible esta penetración. Los precios también suelen ser más favorables. También pesa la conducta tradicional de Estados Unidos, con bloqueos de ventas o la no venta de repuestos (caso Venezuela y los F-16 “Falcon”, o el caso peruano en la Guerra Fría), o no venta bajo las condiciones que los países compradores solicitan (caso Brasil y los F-18 “Hornet”, donde no acepta transferir tecnología).

Si a esto se le suma la incertidumbre internacional debido a la estrategia estadounidense pos 11-S (percibida de forma negativa en la región, especialmente a partir de la reactivación del Comando Sur y de la IV Flota, y la presencia de bases en Colombia), se refuerza la sensación de inseguridad frente a la potencia hegemónica del hemisferio occidental, y la necesidad de adquirir capacidades avanzadas, necesarias para defenderse y modificar percepciones.

Todo esto nos lleva a un nuevo escenario regional en cuanto a las adquisiciones y los proveedores de armas, que aún está en formación, y posee un potencial interesante a la hora de renovar el material obsoleto en un momento de transformación a nivel global del sistema internacional.

Bibliografía

-Battaleme, Juan, “Recreando los dilemas de seguridad en la región. Incorporaciones de nuevos sistemas de armas y al agenda regional”, CHDS, 2009

-Merke, Federico, “Sudamérica y la agenda de seguridad hemisférica: asimetrías en la región”

-Foreign Military Sales,  Página Web : http://www.dsca.osd.mil

-Noticia sobre Argentina: “Defensa compra 2 helicópteros rusos” http://www.mindef.gov.ar/info.asp?Id=1595&bus=3&comboN=&criterioN=&vDiaN=&vMesN=&vAnioN=

-Noticia sobre Bolivia “Rusia ofrece financiación a las Fuerzas Armadas de Bolivia”, http://infodefensa.com/lamerica/noticias/noticias.asp?cod=2591&n=Rusia-ofrece-financiaci%F3n-para-las-Fuerzas-Armadas-bolivianas

-Noticia sobre Colombia:  “DSCA notifies Congress of a  possible foreign military sale to Colombia” : http://www.dsca.osd.mil/PressReleases/36-b/2010/Colombia_10-27.pdf

-Noticia sobre Perú “Perú suscribe un acuerdo de cooperación militar con Rusia”, http://infodefensa.com/lamerica/noticias/noticias.asp?cod=947&n=Per%FA-suscribe-un-convenio-de-cooperaci%F3n-militar-con-Rusia

-Noticia sobre Venezuela “Venezuela amplia compra de armamento a Rusia”, http://www.bbc.co.uk/mundo/america_latina/2010/04/100405_venezuela_rusia_armas_putin_chavez_jp.shtml

Compartir
Artículo anteriorLas actividades de inteligencia
Artículo siguienteLa ecología transfigurada
Licenciado en Ciencia Política, con orientación en Relaciones Internacionales, Universidad de Buenos Aires. Investigador del Centro Argentino de Estudios Internacionales. Maestrando en Defensa Nacional, en la Escuela de Defensa Nacional de la República Argentina.